Campo de Mayo: los detalles del futuro Parque Nacional

Viernes, 9 de Marzo de 2018 - 06:00 hs

El presidente Mauricio Macri anunció en el discurso del 136° período de sesiones legislativas en el Congreso la propuesta de reconvertir parte de Campo de Mayo en un área protegida y de acceso público. El mandatario aseguró que será uno de los parques nacionales urbanos más grandes del mundo.

 

"Tenemos derecho a vivir cerca de un lugar verde, y por primera vez en muchos años estamos ampliando la superficie de los parques nacionales", señaló el mandatario. En este sentido, recordó la apertura del parque El Impenetrable, en Chaco y la creación de "los parques Iberá en Corrientes, Aconquija en Tucumán, y Mar Chiquita en Córdoba", así como también que se avanzó en la creación de "parques marinos".

 

En ese sentido, anunció un nuevo parque nacional en el predio de Campo de Mayo, recordado por su pasado oscuro durante la última dictadura militar.

 

El lugar es una extensa área militar de 8.000 hectáreas ubicada a 30 kilómetros del centro de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, y cerca de los límites de los partidos de Tigre, San Martín, San Miguel, Tres de Febrero y Hurlingham, en la zona donde se cruzan las rutas 8 y la provincial 23 (ex ruta nacional 202), que bordean esa gran unidad militar.

 

"Uno de nuestros compromisos con la provincia de Buenos Aires es que el proyecto llegue al Congreso este año, y quizás se termine de definir en 2019", adelantó el ministro de Ambiente y Desarrollo Sustentable, Sergio Bergman. Asimismo, aclaró que la superficie final podría ser entre 3 mil y 4 mil hectáreas, "que albergarán fauna natura de La Pampa".

 

Sobre este punto, voceros de la Administración de Parques Nacionales (APN) celebraron la decisión pero llamaron a "ser cautos" sobre las características que tendría la nueva área reservada de Campo de Mayo. "Uno de nuestros mayores desafíos de nuestra gestión es duplicar la superficie de parques nacionales y áreas marinas protegidas", afirmó Bergman.

 

El proyecto no está exento de polémicas, ya que Campo de Mayo cuenta con un pasado oscuro. A partir de 1975, en plena dictadura, se montó en ese complejo de unidades del Ejército uno de los centros clandestinos de detención ilegal más grandes, por donde pasaron 5.000 detenidos. Además, se instaló una maternidad clandestina y se planificó la represión ilegal sobre fábricas, como el fue el caso de la empresa Ford. También fue el escenario en 1987 del levantamiento de Semana Santa, cuando el entonces teniente coronel Aldo Rico, acompañado de un grupo de militares conocido como los "Carapintadas", se amotinaron en la Escuela de Infantería para resistir la citación que la Justicia le hiciera al entonces mayor Ernesto Barreiro, que hoy cumple una condena en Córdoba.

#1773